Orlando más allá de Mickey Mouse (I)

Cuando estás en bancarrota y te gusta mucho viajar, es obligado optimizar recursos.  ¿que mi padre tiene que asistir a  una feria comercial en Orlando y dispone de puntos de avión suficientes para pagarme un billete de avión para que le acompañe?  I am in!

Así que aquí estoy. En Orlando, Florida, el hogar de Disneyworld, Epcot, Seaworld y varios parques temáticos más.  Sé que algunos estáis esperando mi foto abrazada a Mickey Mouse, pero no va a poder ser. He decidido que, por muy friki que sea, pasearme sola por Disneyworld con 32 años era sobrepasar los límites.  Aún guardo esperanzas de encontrar novio.

Me encantan los viajes sin sentido, siempre hay algo que aprender.  Éste empieza con el vuelo Barcelona-Miami, que sale lleno de turistas norteamericanos (son el visitante top 1 en Barcelona) y familias catalanas con niños pesaditos que saltan en la butaca imaginando su próximo encuentro con Mickey y Pluto. También hay un grupo grande de italianos que viajaban a Miami para un congreso sobre turismo de cruceros, por lo que logro chafardear en sus Ipads. Me doy cuenta de que soy de las pocas personas en todo el avión sin una  tablet. No me queda otra que pasarme las 10 horas de vuelo leyendo. Pasan una peli en la tele pero el monitor está demasiado lejos para una miope como yo. Resultado: bajo del avión con los ojos tan rojos que hasta se ha asustado el policía de aduanas cuando me ha ordenado “lenses  out!” .  Lo de “lenses” me ha dejado un poco descolocada y  no me empano con tanta parafernalia de  huellas digitales: un dedo, 4 dedos, ahora con la mano izquierda, ahora mira a la cámara. Banderillas americanas por todas partes y una voz de mujer explicando la normativa a los pasajeros en castellano con acento cubano. Aquí todo está rotulado en inglés y en español, sin necesidad de políticas lingüísticas. El 70% de la población de Miami es de origen hispano (mayoría cubanos).  En todo el estado de Florida, representan el 22,5%.  (http://quickfacts.census.gov/qfd/states/12/1245000.html)

Aunque parezca que estemos en el aeropuerto de Hainan (el Hawaii chino), se trata del aeropuerto de Miami

Una vez conseguido el sello en el pasaporte, me da la bienvenida un cuadro  con las fotos de Obama, el gobernador de Florida y el alcalde de Miami. Ni en China se hubiesen atrevido a colgar  una imagen  de su presidente con un marco tan cutre. Saco el Iphone para fotografiar  semejante detalle kitsch y enseguida me detiene un policía. No photos, please. Mi padre ha hecho ver que no me conocía.

Lo ha vuelto a hacer cuando al acabar de recoger las maletas otro policía muy apuesto llamado Romero me ha preguntado en español si llevaba dólares encima.

-No, no llevo dinero

-¿Nada?

-Bueno, unos euros… [aquí mi padre ha empezado a sudar – es un histérico]

-¿cuántos?

-Nada, calderilla, unos 20 eurus… [lo cierto es que llevaba 2.000 dólares en metálico]

Mi padre me pega bronca y me siento como una niña de 12 años. Quizás sí debería ir a DisneyWorld. Me divierte todo de este viaje. Como si fuera la primera vez que piso EEUU ,todavía me asombro al ver a los  americanos que se pasean por el aeropuerto en pantalón de pijama y chancletas, los jubilados de rostro arrugado que bajan del avión en bermudas y bambas,  preparados para un fin de semana de sol y golf;  ver un  grupo de abuelas cubanas con sus rulos y su cara rechoncha enganchada al cristal del vestíbulo de llegadas y escuchar a Humberto, el dependiente venezolano de Hertz, que nos da la chapa sobre F.Alonso y la F1 sin perder nunca la sonrisa…

Welcome to Orlando. Aquí todo es a lo grande. Desde Disney World, al hotel en el que se celebra la feria, un Marriott de tropecientas habitaciones, con piscinas y cascadas, un campo de golf y un recinto para albergar encuentros comerciales. Esta semana toca la Duty Free Show of the Americas (IAADS). Segun mi padre, esto está lleno de contrabandistas. Muchos participantes son distribuidores latinoamericanos de tabaco, alcohol y perfumes.  El lobby del hotel es una cacofonía de acentos latinos: panameño, argentino, venezolano, peruano..

Llegamos a Orlando en domingo y mi padre y su equipo tienen la tarde libre. Les convenzo para ir a  visitar Winter Park, un barrio en el norte del downtown que casualmente publica ese día la sección de viajes del NYtimes. Al parecer, se trata de un agradable enclave peatonal,  alejado del fenómeno Disney, con sus casas de ladrillo rojo de finales del 1800 y sus tiendas de diseño  trendy.  La verdad es que Winter Parkvale la pena, al menos para descubrir que Orlando va más allá del entramado de autopistas que conectan parques temáticos, resorts hoteleros y shopping malls.

Park Avenue, en Winter Park, barrio trendy y peatonal de Orlando, FL
Winter Park, un buen sitio para vivir en Orlando, al margen de Disney

Comemos en la terraza de un restaurante turco, viendo pasar a  parejas jóvenes y grupos de amigas degustando un helado o haciendo shopping, y también muchos hombres con atuendo de deporte paseando a un Beagle, el perro de moda en Winter Park. La comida está deliciosa: falafel, soslu patlican (ensalada de berenjenas) y pan lavash recién hecho, para empezar. De segundo, Beyti kebab, un plato a base de cordero, yogur y salsa de tomate que nos recomienda Mario, un libanés-parisino que trabaja con mi padre, y que es un sibarita de cuidado.

Más tarde , de vuelta en el hotel, otro colega de mi padre, hijo de un saudí y una madrileña, nos ha informado que el restaurante turco de Winter park tiene fama de ser el mejor de toda Florida. Se llama Boshporus, por si algun día os perdéis por aquí.

Mañana continúo

PD. En el equipo de mi padre hay un uruguayo, un libanés y un saudí-español. Los tres son, de largo, los hombres más guapos de la feria. Mi padre (que también es guapo)  sabe lo que hace.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s